Lo que toda mujer debe saber sobre la infertilidad secundaria

gettyimages-473439826

Si había algo que siempre quería Jennifer Chaves, era “dar a luz algún día a un bebé de mi cuerpo”. Chaves fue adoptada, pero esperaba tener una conexión biológica con sus propios hijos.

(Artículo traducido del artículo publicado en www.health.com.) por su interés.

Artículo original Aquí

Autora dela rtículo: Leslie Kaufman

Así que a los 34 años, un año después de casarse, ella y su esposo se pusieron a ello. En un mes, estaba embarazada. Ella dio a luz a un bebé sano llamado Thomas. Queriendo una familia grande, la pareja de Clinton, Massachusetts, intentó de nuevo, casi de inmediato, cuando Thomas tenía apenas un año, aumentar la familia.

El médico de Chaves le sugirió perder 20 kilos en esta ocasión. Ella lo hizo. El embarazo no llegaba y trato de ayudarlo con la acupuntura. Después de otros seis meses sin éxito, pasó a la fertilización in vitro (FIV). Durante los tres años siguientes, observó su dieta y practicó la meditación con tai chi y qigong para reducir el estrés. De cuatro ciclos de FIV, uno resultó en un aborto involuntario, el resto falló…

SEGUIR LEYENDO ARTÍCULO AQUÍ